Una fiesta abierta

Cartel de la Feria del Caballo 2018

Los orígenes                 
                                                                        
La Feria del Caballo, declarada de Interés Turístico Internacional, es uno
de los eventos más importantes que se celebran en Jerez. Surgida a raíz
del  comercio  de  caballos  en  la  Edad  Media,  sigue  manteniendo  una
estrecha relación con el mundo equino, siendo la única que aún mantiene
una importante feria de ganado y caballar que se celebra de forma paralela
a la Feria.    

La Feria actual nace a principios del siglo pasado de la unión de la feria de
ganado de Dehesa de Caulina y la feria lúdica abierta a los ciudadanos que
contaba con eventos taurinos.    

La Feria del Caballo de Jerez cuenta con particularidades que la convierten
en única en la comunidad autónoma. Es una Feria con casetas abiertas a la
ciudadanía en las que cualquiera puede disfrutar de la música y la magnífica
gastronomía de la zona. Igualmente, desde el Ayuntamiento se fomenta el
exorno de las casetas con un concurso que premia al diseño más original y
bonito dentro del recinto ferial.  

   
Estos elementos junto al Paseo de Caballistas y de Enganches, el flamenco
que se puede escuchar en cualquier rincón del González Hontoria, el vino
y, sobre todo, la alegría hacen de la Feria de Jerez una Feria para disfrutar
con los cinco sentidos.       

Edición 2018 dedicada al Caballo de Pura Raza Española   



El  caballo  cobra  especial  protagonismo  en  esta  edición  de  la  Feria,  tras
haber  sido  declarada  Jerez,  Ciudad  Europea  del  Caballo  en  2018,  título    
que le ha otorgado Euro Equus y con el que reivindica su importante papel
dentro de la industria ecuestre a nivel nacional e internacional.
   
Este  reconocimiento  viene  a  significar  para  Jerez  una  magnífica
oportunidad  para  defender  la  industria  del  caballo,  que  en  Jerez  es  de
suma  relevancia  desde  el  punto  de  vista  histórico,  económico,  social  y
turístico y que junto con el vino y el flamenco, se erige como una de las
principales señas de identidad de esta ciudad internacional.    

En  este  contexto,  la  Feria  del  Caballo  ofrece  en  esta  nueva  edición  una
oportunidad  única  para  la  proyección  de  la  ciudad  en  el  mundo,  un
escaparate desde el que mostrar y promocionar el enorme potencial de
Jerez dentro del sector ecuestre.