VIERNES SANTO

Hermandad de Las Viñas. Foto de Fernández Lira.
Cristo de la Expiración. Foto de Manu López Iglesias.

Si la Madrugada es un admirable colofón del Jueves Santo, la tarde del Viernes es el broche insuperable de la Semana Mayor jerezana.

En la tarde-noche de hoy salen cinco cofradías; de estas, tres remontan sus orígenes cuando menos a la Semana Santa del barroco: en un cabildo de 1690 –de la Hermandad del Cristo de la Expiración- se dice que la procesión se haga “con toda la ostentación posible”. El barroco es esto, pura pompa.

Del barrio de La Vid llega al centro la Hermandad de la Exaltación, trayendo junto a ella a una auténtica multitud.

El Descendimiento, de la Hermandad de la Soledad. Foto de Fernández Lira.
Nuestra Señora de El Loreto. Foto de Fernández Lira.

De San Pedro sale la dolorosa de Loreto, Patrona de la Aviación, tras silente cortejo de elegantes nazarenos morados, y de la Victoria llegan la Soledad, y el impresionante misterio del Descendimiento de Cristo.

Cierra la Semana Santa el Santo Entierro, procesión que en Jerez tuvo tanto prestigio, que hasta el Ayuntamiento de Cádiz copió el ceremonial, siendo más tarde el Consejo de castilla el que mandó que los Consejos Municipales acudieran oficialmente a esta procesión solemne.

Santo Entierro. Foto de Fernández Lira.