Mercedes Ruiz

Perteneciente a la última generación de bailaoras jerezanas, Mercedes Ruiz (1980) comienza a los seis años a bailar profesionalmente en el espectáculo Semilla flamenca, dirigido por Ana María López.

Algunos años más tarde entra a formar parte de la Compañía de Manuel Morao y Gitanos de Jerez, actuando en el espectáculo Esa forma de vivir. Con ellos tiene la oportunidad de presentarse en ciudades como Sevilla, en el ámbito de la Exposición Universal de 1992, Madrid o Nueva York, donde pasa una temporada de dos meses en un teatro de Broadway.

También se presenta en Canadá con el espectáculo flamenco Jerez por bulería. Sus apariciones internacionales, sin embargo, no le impiden actuar continuamente en las peñas y los festivales de Andalucía.

En 1998 entra en la compañía de Antonio el Pipa con motivo de su espectáculo Vivencias, con el que se presentó, entre otros, en el Festival de Jerez, el Festival de las Minas de La Unión y el Centro Cultural de la Villa de Madrid. Posteriormente entra a formar parte de la Compañía de Eva Yerbabuena, en la que ha bailado en los espectáculos 5 mujeres 5 y La ley del silencio y ha recorrido durante un año prestigiosos teatros y festivales de danza de todo el mundo.

En 2001 consigue el Premio Antonio Chacón de zapateado en el XVI Concurso Nacional de Arte Flamenco de Córdoba.

En 2002 se presenta en varias ocasiones junto al bailaor Andrés Peña: en Sevilla, en festivales franceses como los de Mont de Marsan y Biarriz y en una gira por Japón, compartiendo cartel con la bailaora Belén Maya. Ese mismo año actúa como solista en el espectáculo Más allá del tiempo, en la Compañía de Andrés Marín, y visita nuevos festivales como el New Flamenco Festival de Los Angeles.

Tras su estreno en la Bienal de Sevilla, Mercedes Ruiz trajo en 2007 al Villamarta su trabajo Juncá –con el que obtuvo el Premio de la Crítica–, mientras que en la XII edición estuvo presente formando parte del espectáculo ¡Viva Jerez!. En 2009 estrena en el Festival de Jerez Mi último secreto.