JEREZ, 20 AÑOS DE FESTIVAL

Dirección Javier Aguilar / Fran Pereira

Guión, realización y montaje Boasorte Comunicación (www.boasorte.es)

Producción Patricia Noelia Moreno

Ayudante de producción Juan Garrido

Fotografía Myangelflamenco.com

Teatro Villamarta. 25 de febrero 

El 18 de abril de 1997 no fue un día cualquiera. Nacía una propuesta innovadora que buscaba consolidar la danza y todas sus disciplinas; un proyecto ambicioso que, a lo largo de dos décadas, ha sabido autoarraigarse y superar cada una de las dificultades que la vida le ha ido poniendo.  Hoy, 20 años después, asistimos a un fenómeno de extrema trascendencia a nivel cultural, un fenómeno que ha conseguido traspasar las fronteras de lo cotidiano y puramente artístico. Hablamos de un fenómeno para artistas, para programadores y, sobre todo, para un público fiel que ha construido uno de los acontecimientos más importantes de la danza en todo el mundo.

Partiendo de esta fecha, este documental intenta realizar un recorrido por todo ese periodo, un camino largo y sinuoso, cargado de alegrías pero también de desilusiones, de estrenos, de apuestas personales, de talento, de atrevimiento, de clasicismo, de fracasos, de crisis, de creaciones, de lenguajes diversos, de color… Un periodo ha servido para su consolidación.

Aquel Teatro Villamarta recién inaugurado meses atrás, en noviembre de 1996, se ha convertido desde entonces en el epicentro de una cita anual por la que han pasado las máximas figuras del mundo de la danza, desde el flamenco al clásico español, desde la escuela bolera al contemporáneo. Con todos ellos, hemos querido acercarnos al inicio, a aquellas primeras ediciones en las que la lucha por la supervivencia y el ansia por crecer y superarse copaban el día a día. En medio, un recorrido interesante y continuo, plagado de anécdotas y curiosidades que, en boca de sus protagonistas, nos hacen vivir de primera mano lo que ha sido y es este certamen. 

El Festival es hoy lo que es, en gran parte, por el desarrollo de su área formativa, una parcela que ha mimado y cuidado desde el principio y que, en la actualidad, se ha convertido en el verdadero motor de su progresión. Cada año aterrizan en Jerez cursillistas de todo el mundo. Todos tienen en común adquirir conocimiento y compartir experiencias con esos maestros y artistas con los que pueden convivir a diario.

Pero, para adentrarnos en esta muestral, hace falta conocer también sus rincones porque, al margen del Teatro Villamarta, muchos han sido los escenarios que durante estos veinte años han formado parte de su programación.  

Es la vida de una muestra que ahora cumple 20 años, 20 citas que han dado para mucho y que han despertado entre artistas, productores y visitantes una sensación, una espiritualidad personal que lo hacen suyo. Es el Festival de Jerez, ese lugar donde los sueños se hacen realidad.